3/04/2009

Goodbye Lenin

Poco a poco me descompongo, ya pocas cosas tienen sentido. Me estoy lobotomizando, despacio, despacio…
El ego se va, el ego reniega, el ego chilla, el ego llora….
Que pasado se puede tener si no marca, que futuro aguarda sin deseo, que vida es consciente de la muerte y sonríe sin miedo, que parte de mi escribe…
Y siento calma, y siento miedo, porque me siento solo, porque voy conociendo a la sombra.
Y estuvo allí, aguardando, despedazada y apolillada, paciente y firme.
Conoce al niño que se acostaba cada noche rezando, o lo que es lo mismo, llorando… Y me reconoce en ese niño, tímido y con miedo al rechazo, porque a nadie le gustaba, porque nadie se preocupaba por mis sentimientos.
Acojonado, mirando un barranco, temeroso por no saber cuándo caería, por no saber quien reía detrás.
Y, hoy, solo, meditando, se que la sombra es la mitad de mi, se que el amor habita en mi, se que llorar es bueno, se que odiar quema, se que me resisto, se que ya nunca volveré a ser el mismo, se que mi sombra me acompaña.
Me estoy deshaciendo, quien soy yo…?

1 Comments:

Anonymous marina said...

Alguien más importante de lo que piensa. Solo mira en tu interior para saberlo. Es bueno llorar para saber apreciar mejor los momentos de risa, hay que soñar pero sin perder nuestra realidad.
Todos tenemos nuestra sombra que nos acompaña.

Besinos desde León

12:56 p. m., marzo 06, 2009  

Publicar un comentario

<< Home